ENTRENADOR PERSONAL
ruta & carreras de montaña


LAS HORMONAS TUMBAN A MESSI
Los expertos sitúan el orígen de las lesiones en las inyecciones que se administraba de niño para crecer
La hormona de crecimiento fue la salvación de Messi cuando era un futbolista de categoría infantil... pero puede haber firmado también su sentencia. Ayer, se hizo oficial que el barcelonista estará seis semanas de baja, tras confirmarse que sufre una rotura en el tercio proximal del bíceps femoral de la pierna izquierda, según el comunicado médico ofrecido por el club. Messi se perderá los partidos de cuartos de final de la Liga de Campeones, el 2 y el 9 de abril.

El delantero argentino, que se administró inyecciones de hormona de crecimiento durante años, está sufriendo un cuadro de lesiones de repetición en la cara posterior de un muslo. Los médicos del Barcelona están muy preocupados por su historial médico de problemas musculares en los dos últimos años y ven con cautela su futuro deportivo.

El doctor Josep Borrell, ex-jefe de los servicios médicos del Barcelona, declaró ayer a Público que los problemas musculares de Messi están relacionados con sus antecedentes de tratamiento hormonal. "El hecho de haberse tratado con hormona de crecimiento en el pasado le ha generado dificultades de tensión muscular. Esto facilita las roturas. El músculo está sometido a mucha tensión, es demasiado corto y necesita curaciones completas".

Borrell considera que la prevención de las lesiones musculares tiene que ser especialmente cuidadosa. "Messi se lesionó el martes porque la rotura anterior no estaba consolidada. Su bíceps femoral está muy castigado y por eso sufra recaídas. Ahora, deberá descansar mes y medio". En opinión del doctor Borrell, Messi deberá pasar por el quirófano en algún momento para la recuperación total de sus músculos. "A largo plazo, yo no veo problemas. Si se trata las lesiones de forma adecuada, no tiene por qué sufrir tantas recaídas. Lo esencial es que las recuperaciones sean muy buenas, muy bien planificadas, y en algún momento habrá que decidir si se opera porque se pueden eliminar zonas de fibrosis".

Difícil recuperación

En opinión del doctor Juan Manuel Alonso, jefe médico de la Federación Internacional de Atletismo, los problemas musculares son especialmente difíciles de tratar. "Yo no creo que Messi se haya precipitado en su vuelta a la competición tras su lesión anterior ni que los médicos del Barcelona hayan actuado mal. Lo que sucede es que en las lesiones musculares, la recuperación no es perfecta. Son lesiones muy complicadas y suele haber recaídas por dos razones: mal calentamiento y fatiga o sobrecarga". El doctor Alonso considera que, en el caso de Messi, es necesario descartar otras patologías que puedan estar manifestándose con síntomas en el muslo. "En muchos casos, existe descompensación con el cuádriceps (el músculo de la cara anterior del muslo), patología de espalda o problemas pélvicos".

FUENTE: Ignacio Romo (público.es)